La profesión de cerrajero es un oficio centenario que en sus orígenes estuvo muy ligado al trabajo del herrero. Por entonces, cada pueblo o ciudad contaba con el suyo. Sin embrago, la Revolución industrial, el desarrollo económico y las nuevas tecnologías han ido incorporando a esta profesión nuevas ofertas para satisfacer la alta demanda: Un mercado con mucha competencia y en el que a menudo los consumidores se ven perjudicados por el intrusismo laboral. Para evitarlo, los cerrajeros se han agrupado en la Unión de Cerrajeros de Seguridad (UCES).

Como en otros sectores de negocio, la cerrajería decidió unirse en 2009 en torno a UCES, integrando a las principales asociaciones y cerrajeros  bajo la premisa  del trabajo de calidad y compromiso con el cliente. Plataformas profesionales con amplia experiencia en el sector como ASMACE, Cerracor, Grupo Viñuelas y el Grupo Vicuña. Desde entonces, UCES se ha convertido en una referencia en materia de cerrajería y seguridad, y en un aval de éxito de los servicios que ofrecen los cerrajeros asociados en todo el territorio nacional. Además de un sello de confianza para los consumidores, que pueden identificar fácilmente a los cerrajeros UCES y distinguirlos de aquellas empresas no profesionales que externalizan sus servicios a trabajadores poco cualificados y sin capacidad de respuesta a la hora de resolver imprevistos.

“UCES nace con el compromiso de contribuir a aumentar la conciencia ciudadana en materia de seguridad y con la voluntad última de avanzar hacia la regulación del sector de la cerrajería de seguridad en todo el Estado”, señala la federación como objetivo principal.

cerrajeros UCES

Durante estos años, UCES no sólo ha servido como protección y refugio para las empresas de cerrajería, sino que también ha contribuido al cumplimiento de un marco legal regulador que pone el foco en el buen servicio hacia los usuarios. Para seguir mejorando, desde esta federación también se ofrecen cursos de formación y se apuesta por una vocación de servicio público, asesorando en televisiones y otros medios de comunicación sobre medidas y consejos de seguridad útiles para todo el mundo.

En el plano social, UCES también ha adquirido un claro compromiso por contribuir a la mejora de la sociedad, en concreto, en lo referente a la violencia de género. “Los cerrajeros de UCES corremos con todos gastos: suministro, desplazamiento y mano de obra que implican la sustitución del cilindro de la cerradura o de la cerradura completa cuando así resultase necesaria o la instalación de una segunda cerradura”. Un servicio social, y no laboral, para las víctimas de este tipo de violencias.

En i-cerrajeros estamos certificados por UCES, cumpliendo con nuestro compromiso con el cliente y con el sector. Todos nuestros cerrajeros realizan trabajos desde un manual de buenas prácticas avalados por UCES y asociaciones de consumidores, pide esta certificación antes de contratar un cerrajero. ¡A un click de tu puerta!

0/5 (0 Reviews)